Posts Tagged with Gelsenkirchen

Essen y Gelsenkirchen

Alemania

ESSEN - Friedenskirche

Sábado, 9 de febrero de 2013

Tras dejar la exclusa de Waltrop atrás, pusimos rumbo a Essen. Esta ciudad es famosa por su industria y sus minas de carbón, pero no sabíamos si en el centro habría algo que mereciera la pena, por lo que aparcamos el coche cerca del ayuntamiento. Nuestra primera parada fue la Sinagoga Vieja o Alte Synagogue, en donde entramos para ver el museo (yo ya había entrado en la de Berlín, pero la colección de ésta me pareció mucho más cuidada e interesante).

Essen tiene menos encanto todavía que Düsseldorf, pero la misma vitalidad y un número increíble de comercios de todo tipo. Paseamos por el centro, sin ver ningún edificio histórico que mereciera la pena salvo la sinagoga. En Kennedyplatz nos encontramos con una pista de patinaje que montan allí todos los inviernos, y con el ingenioso Café & Bar Celona. Camino de ésta nos cruzamos con una estatua de Alfred Krupp (una de las personas más importantes en la historia de la industria de Essen) cuyo pedestal había sido troleado modificado y ponía Krüppel (lisiado).

Leer más (...)

Cinco días en coche por el Centro-Oeste de Alemania

Alemania

FRANKFURT AM MAIN - Commerzbank-Arena
Commerzbank-Arena (Estadio del Eintracht Frankfurt y del FSV Frankfurt)
Fráncfort del Meno, Alemania

Mi hermano llegó la semana pasada para visitarme, concretamente el jueves, y lo recogí en un coche alquilado en el aeropuerto de Frankfurt-Hahn dispuestos a recorrernos esta parte de Alemania. Probablemente lo más bonito que hemos visto es Limburgo, una pequeña población de poco más de 33,000 habitantes a orillas del río Lahn. Espero poder empezar pronto a hablar de ella aquí en el blog y poner alguna foto. Las catedrales románicas de Maguncia y Worms tampoco se han quedado atrás en el ranking, junto con las concurridas calles del centro de Düsseldorf, de las que no me habían hablado nada bien.

También he vuelto a pisar Colonia y Frankfurt, en las que ya había estado pero siempre que visitas algo ya conocido descubres cosas nuevas. Concretamente la primera nos pilló en carnaval, pero no disfrutamos mucho de él ya que llegamos temprano por la manaña y por las calles solo vagaban los basureros y los acabados de la noche anterior. Lo que fue un poco decepcionante fue Bonn. No me malinterpretéis, había cosas que ver, pero para haber sido la capital de la República Federal de Alemania desde 1949 hasta 1990 me esperaba mucho más.

Lo peor del viaje vino antes de empezarlo. Desde Heidelberg hasta el aeropuerto de Hahn me pilló en la carretera la que probablemente haya sido la peor nevada de todo el invierno. Durante un tramo de 20 o 25 kilómetros tuve que ir a 50 km/h por la autopista ya que la nieve no dejaba ver ni las líneas del asfalto ni las luces de los coches que tenía delante. Y como estaba en Alemania, a la gente parecía que no le importaba mucho y me adelantaban camiones a 120. De locos. Tenía que ir por los surcos en la nieve que dejaban los coches que iban delante mía. Puede que a la gente del norte les parezca que estoy exagerando pero soy un sevillano acostumbrado al solecito y al buen tiempo y estas situaciones (la primera vez) me vienen un poco grandes.

Partes: 1, 2, 3, 4, 5, 6.

Leer más (...)

© Joaquín Ossorio Castillo